Levadura de cerveza y lactancia

Antiguamente, cuando una mujer daba a luz a su hijo, se le recomendaba beber cerveza. Se suponía que la cerveza, en cantidades moderadas, no solo ayudaba a recuperar la fuerza sino que también contribuía a que se produjera más leche.

Hoy sabemos que esta no es una buena idea, ya que una mujer no debe de beber absolutamente nada de alcohol durante la lactancia porque todo lo que toma pude ser transmitido a su hijo mediante la leche.

lactancia

Aunque existen cervezas sin alcohol, las 0,0%, lo cierto es que hay formas mejores de procurarse los efectos de esta bebida y sin tener que consumirla. El efecto beneficioso de la cerveza se debe exclusivamente a su contenido en levadura y esta se puede tomar durante todo el embarazo y lactancia comprándola en preparados solubles como el de la levadura de cerveza Deliplus.

Esta levadura de cerveza se puede añadir a los zumos, a las sopas o incluso a las ensaladas, hasta consumir dos cucharadas soperas al día.

Beneficios de la levadura de cerveza

Los beneficios de la levadura de cerveza se dejan notar antes de la lactancia, durante el embarazo. Se considera uno de los seis súper alimentos que deberían de estar presentes en la dieta de toda mujer embarazada, siempre que no lo desaconseje su médico por algún problema de salud.

Los otros cinco alimentos  son el germen de trigo (rico en vitamina E), las pipas de calabaza (que aportan zinc), el perejil crudo (por su alto contenido en vitamina C), la remolacha (que proporciona mucho hierro) y el sésamo (fuente de calcio).

La levadura de cerveza aporta a la embarazada ácido fólico, cuya falta durante el embarazo puede ocasionar anemia megaloblástica en la mujer, siendo esta la causa de malformaciones nerviosas en el feto. Aunque hoy es habitual que ya desde que se planea el embarazo la mujer comience a tomar aportes de ácido fólico, la levadura de cerveza contribuye a mejorar sus niveles de forma natural.

Durante la lactancia, la levadura de cerveza, tal como hemos visto, ayuda a la producción de leche materna, pero no es esta su única función. También contribuye a que los tejidos se regeneren de manera mucho más rápida, acelerando la recuperación tras el parto. Este suplemento también ayuda a evitar la fatiga, muy habitual en los primeros meses de vida del bebé, debida principalmente a la falta de descanso.

Otros efectos beneficiosos de este alimento son que ayuda a regular el colesterol, los niveles de glucosa en sangre, evita el estreñimiento, regenera la flora intestinal y refuerza el sistema inmunológico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *