Tronas para bebés

Si el hecho de pasar a la mesa permite al bebé participar en la comida y entrar en el mundo de los mayores, sin embargo, algunas precauciones se imponen. En efecto, las caídas de la trona son la causa de un gran número de hospitalizaciones. Hoy presentamos una serie de consejos a la hora de escoger este artículo indispensable de puericultura.

Autor: Miriam0316-Pixabay

Autor: Miriam0316-Pixabay

Escoger la trona

En cuanto el bebé sabe mantenerse sentado, generalmente hacia la edad de los 6 a 8 meses, desea participar en todas las actividades de la familia. Comer en la mesa forma parte de ello. Con el fin de colmar su curiosidad y de hacerlo participar en las comidas lo antes posible, y con total seguridad, se impone adquirir las tronas bebé.

Los diferentes modelos

La trona es un objeto indispensable de todos aquellos que requiere un bebé, es útil a partir de los 6 meses y hasta los 3 años. Como la lista de objetos del bebé es bastante costosa, se puede esperar a que el bebé consiga mantenerse sentado solo antes de invertir en la trona. Si comienza a comer sólido antes, otras opciones son ampliamente suficientes. Los fabricantes proponen generalmente tres tipos de tronas, cada una presentando ventajas y algunos inconvenientes específicos.

Trona tradicional

El modelo faro es la trona tradicional de madera. Esta silla ocupa bastante espacio y es poco cómoda para el bebé. Sin embargo, tiene la ventaja de ser sólida y resistente a cualquier golpe, y la comodidad a la hora de estar sentado el bebé, puede mejorarse con cojines.

Trona de metal o plástico

El segundo modelo de trona para bebé es la de metal y la de plástico. Además de ser reclinable y estar forrada de espuma, para el confort del bebé, se puede desmontar y plegar con facilidad. El mantenimiento y el transporte no son por lo tanto un problema para los padres.

Trona ergonómica

Finalmente, el último modelo es ciertamente el que tiene más ventajas. La trona ergonómica y evolutiva. Su principal ventaja reside en su adaptación al tamaño del niño. En efecto, se puede regular en altura y en anchura. Dispone de un respaldo reclinable, en el que el bebé se puede apoyar si está cansado de mantenerse derecho. Además, sus elementos son desmontables y el mantenimiento, así como su transporte son muy fáciles.

Independientemente del modelo de trona escogido, el acento debe estar puesto en la seguridad para el bebé. En la tienda El Planeta del Bebé encontramos una gran variedad de tronas baratas y muchas marcas donde escoger como Jané, Tuc tuc, Brevi, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *