Trucos para ayudar a dormir al bebé

Las noches se vuelven un momento muy duro cuando uno es papá, sobretodo cuando se tiene a un bebé al que le cuesta mucho dormir.

Para conseguir que el peque de la casa duerma muy placenteramente lo mejor es tener una rutina con él y que el ambiente sea tranquilo y acogedor. Hay algo que nos puede ayudar a crear ese ambiente que estamos buscando, que haga que el espacio sea más relajado, más acogedor para que así podamos dormir más rápido al bebé, eso son los ramos de flores. Las flores tienen algo que nos hace sonreír nada más verlas y su aroma y presencia nos relajan y si una mamá está relajada el bebé lo notará y estará más calmado. 

Si eres un papá o una mamá que no tiene tiempo ni de ir a por unas flores frescas no te tienes que preocupar, ahora puedes conseguir flores a domicilio en Barcelona o en cualquier otra parte, en un momento las podrás tener en casa y disfrutar de ellas. De esta manera podrás crear un ambiente mágico para todos.

Para conseguir que el chiquitín consiga crear un hábito y que cada vez sea más sencillo que se duerma, se tiene que crear un pequeño ritual en torno a él. 

Ritual para el pequeño

· El baño: Lo ideal sería que la rutina empiece con un baño calentito, a todos los peques les suele relajar muchísimo. La hora recomendada para hacerlo es sobre las 7 o 8 de la tarde. Si quieres crear un ambiente más acogedor en el baño, un truco es añadir unas gotitas de aceite esencial de lavanda o manzanilla para que todo sea más relajado.

· El masaje: cuando el baño ha acabado lo mejor para que el peque siga relajado es un buen masaje. Unas gotas de aceite en las manos y a acariciar la espalda del bebé. Se le tiene que acariciar muy suavemente con movimientos rotatorios, desde el cuello al culito y desde sus manos a los hombros. Después ponemos al pequeño boca arriba y se masajea con cuidado la carita utilizando los pulgares y caerá rendido ante nuestro masaje.

· La cena: después de conseguir que se relaje por completo, llega el momento de la comida. Lo importante de este momento será que el ambiente esté totalmente relajado, sin ruidos, con luz tenue y tendremos a nuestro bebé en el bote.

· Hora de dormir: bien limpio y con el estómago lleno será el momento de ir a dormir. Hay veces que este se vuelve el momento más complicado de la noche, si nuestro pequeño se angustia lo que se puede hacer es permanecer un ratito a su lado y mimarle hasta que se quede dormido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este formulario recopila su nombre y correo electrónico para que podamos comunicarnos con usted. Consulte nuestra política de privacidad para más información. Doy mi consentimiento para que esta web recopile mi nombre y mi correo electrónico. *